Ejercicios y Lecciones: Gibson's Learn & Master Guitar with Steve Krenz

El guitarrista que utiliza su instrumento para componer siempre anda buscando nuevas formas de ampliar sus horizontes. Diferentes guitarras, amplificadores, efectos y diversas configuraciones de estos entre sí, son comúnmente utilizados para lograr el cometido.

Pero otro método a utilizar que podría resultar bastante fructífero son las afinaciones alternas. Nuevas afinaciones pueden inspiran nuevos pensamientos musicales. Afinaciones alternas permiten que uno pueda tocar voces y acordes que normalmente podrían ser imposibles de interpretar. Esto da paso a afinaciones abiertas no estándar. Además tocar digitaciones no familiares podría ser un tanto emocionante ya que nunca se sabe en que podría resultar. Y el trabajar progresiones comunes en un contexto diferente a menudo sugiere nuevos patrones de sonido y otras variaciones.

Tocar en afinaciones alternas puede resultar ser una aventura fascinante. Una vez que hayas re-afinado y explorado una sola afinación alterna, es probable verse atraído por las digitaciones inesperadas, las cuerdas abiertas, y los "nuevos" acordes abiertos. Nuevas afinaciones son una manera de recuperar el asombro que uno sintió cuando por primera vez se andaba explorando el diapasón, pero con la diferencia de que esta nueva inquietud se puede aprender y dominar en días en vez de años.

Hay literalmente cientos de afinaciones alternas. En esta oportunidad nos concentraremos en solo unas cuantas, específicamente afinaciones abiertas, llamadas de esta forma pues se dan cuando se afina una guitarra con todas las cuerdas al aire o abiertas, a un acorde en particular. Las afinaciones abiertas son utilizadas regularmente en el blues y al estilo de slide, entre otros. Por otro lado, las afinaciones abiertas permiten una mejor entonación de los acordes mayores que afinaciones no abiertas, ya que las afinaciones abiertas reducen el error con las terceras notas de la afinación tradicional.
 
Tres de las afinaciones más comunes y utilizadas son Open D (Re abierto), Open E (Mi abierto), Open G (Sol abierto), todos ellos acordes mayores.

En Open D, las seis cuerdas de la guitarra, de tono más bajo al más alto, se afinan de la siguiente forma: D-A-D-F#-A-D. En esta afinación, cuando la guitarra se toca al aire, resulta un acorde de Re mayor. Esto significa que cualquier acorde mayor, se puede crear fácilmente utilizando un dedo, pisando todas las cuerdas a la vez. Si, por ejemplo, se pisa todas las cuerdas en el segundo traste se producirá una E mayor, en el tercer traste un F, y así sucesivamente. Open D es muy popular con la guitarra slide, ya que permite tocar acordes completos usando el slide mismo. Pero tocando sin slide produce un sonido imponente y vibrante, particularmente en una guitarra acústica. Entre los adeptos de esta afinación se encuentran Bob Dylan, quién grabó su álbum 'Blood on the Tracks' totalmente en Open D. Neil Young, Richie Havens, y Joni Mitchell también han utilizado esta afinación con frecuencia, mientras que Stone Gossard de Pearl Jam usa esta afinación en la guitarra rítmica de "Even Flow" y "Oceans", de su álbum 'Ten'. (Una variación común de esta afinación es D-A-D-G-A-D.)

La afinación de las cuerdas en Open E produce un acorde de Mi mayor cuando la guitarra se toca al aire sin pisar traste o cuerda alguna. Las seis cuerdas de la guitarra, del tono más bajo al más alto, se afinan de la siguiente forma: E-B-E-G#-B-E. Algunos de los ejemplos más conocidos de esta afinación es el inicio de "Jumpin 'Jack Flash" de los Rolling Stones, así como "It's So Easy" de Guns N Roses, "She Talks to Angels" de The Black Crowes, "Rocky Mountain Way" de Joe Walsh, y "Just Got Paid" de ZZ Top. Duane Allman la utilizó bastante en "Statesboro Blues" de The Allman Brothers Band.

Finalmente, Open G produce un Sol mayor cuando se toca la guitarra al aire sin trastear. Del tono más bajo al más alto, las cuerdas de la guitarra se afinan G-B-D-G-B-D, utilizando la tríada G, B, D. (D-G-D-G-B-D es una variación común de esta afinación, así como G-G-D-G-B-D.) Al igual que las afinaciones arriba mencionadas Open G y sus variaciones se utilizan bastante en el blues y la guitarra slide pero frecuentemente hace acto de presencia en otros estilos, como se puede notar en "Honky Tonk Women", "Brown Sugar" y "Start Me Up" de los Rolling Stones; "Can't Get Enough" de Bad Company"; "Electricity", "For the Roses", y "Hunter (The Good Samaritan)" de Joni Mitchell.